Subir

Captan misteriosas señales de radio del espacio profundo

Radiotelescopio Eifel.

El Experimento Canadiense de Cartografía de la Intensidad del Hidrógeno (Canadian Hydrogen Intensity Mapping Experiment - CHIME) es un nuevo y revolucionario radiotelescopio canadiense diseñado para responder preguntas importantes en astrofísica y cosmología.

El telescopio CHIME se encuentra en el Observatorio Radioastrofísico Dominion (DRAO), Canadá.

El telescopio detectó recientemente señales de radio misteriosas de una galaxia lejana.

Desde una galaxia muy, muy lejana… Los astrónomos han revelado la recepción de señales misteriosas captadas por un telescopio en Canadá. Lo peor y espeluznante es que el origen de estas señales es desconocido.

A unos 1,500 millones de años luz de distancia se recibió una señal inusual de repetición entre las 13 ráfagas de radio rápidas, conocidas como FRB, destellos cortos y brillantes de ondas de radio.

A unos 1,500 millones de años luz de distancia se recibió una señal inusual de repetición entre las 13 ráfagas de radio rápidas, conocidas como FRB, destellos cortos y brillantes de ondas de radio.

“Saber que hay otro sugiere que podría haber más por ahí. Y con más repetidores y más fuentes disponibles para el estudio, podremos entender estos enigmas cósmicos, de dónde son y qué los causa”.
— Ingrid Stairs, astrofísica de la Universidad de British Columbia (UBC).

El nuevo radiotelescopio de Canadá, CHIME
FUENTE: Chime Experiment

El observatorio CHIME,  se ubica en el valle de Okanagan en la Columbia Británica. Consta de cuatro antenas semicilíndricas de 100 metros de largo, que exploran todo el cielo del norte cada día.

Entre las teorías que pueden explicar este fenómeno hay una en la que incluyen una estrella de neutrones con un campo magnético muy fuerte que gira muy rápidamente. Dos estrellas de neutrones que se fusionan y, entre una minoría de observadores, alguna forma de nave espacial alienígena.

Hasta ahora, los científicos han detectado aproximadamente 60 ráfagas de radio rápidas únicas y dos que se repiten.

Vía Láctea
FUENTE: Pixabay

La investigación ha sido publicada en la revista Nature con declaraciones de otros investigadores como Shriharsh Tendulkar de la Universidad McGill.

“Hemos descubierto un segundo repetidor y sus propiedades son muy similares al primer repetidor. Esto nos dice más acerca de las propiedades de los repetidores como población”.

Hasta ahora, los científicos han detectado aproximadamente 60 ráfagas de radio rápidas únicas y dos que se repiten. Además, se cree que podría haber hasta mil FRB en el cielo cada día.

David tiene 10 años trabajando en ciencia e ingeniería, David encanta todas las cosas de la tecnología y ciencia, también el admite que es un geek o como decimos aquí un Anorak, y pasé demasiado tiempo estudiando el mundo politico o jugando video juegos...